Triduo y parihuelas

2015_0923_20341400(2)Ayer, miércoles, se celebró en San Cayetano el primer día del triduo especial del CCL Aniversario.

Jesús Caído en la parihuela
Jesús Caído en la parihuela

Concelebrado por toda la comunidad Carmelita, asistimos a la primera misa de triduo con los titulares dispuestos en sus respectivas parihuelas, preparados para el traslado de hoy a Santa Ana, cuya salida se hará a las 19:30 desde San Cayetano.

 

 

 

 

Jesús Caído con la túnica de Lagartijo
Jesús Caído con la túnica de Lagartijo

Jesús Caído luce la túnica de “Lagartijo” y está dispuesto en una parihuela que el equipo de mayordomía  ha exornado a la manera como se hacía en los primeros años del siglo XX y de la que queda constancia en fotografías antiguas.

La Virgen en la parihuela
La Virgen en la parihuela

Por su parte, Nuestra Señora del Mayor Dolor en su Soledad, ataviada con la saya y manto bordados que habitualmente utiliza en la capilla, resaltaba con el tocado que vestidor y camareras han realizado. La corona antigua y la disposición floral, también nos trasladaba a los años en que así lucía nuestra Titular.

De esta forma saldrán hoy, jueves,  hacia Santa Ana

RECORRIDOS

Cabe resaltar que la Virgen del Carmen presidía el altar mayor con vestiduras especialmente dedicadas para estos momentos del aniversario de la hermandad y que la Archicofradía del Carmen ha tenido a bien homenajearnos de esta forma.

Virgen del Carmen
Virgen del Carmen

Reproducimos el texto de la web de la Archicofradía sobre sus vestiduras:

“La Madre del Carmelo luce el hábito bordado de “La Condesa” de 1918, capa brocada en sedas del mismo siglo, obediencia bordada del grupo joven, el juego de coronas, cetro y escapulario de plata sobredorada de 1791, mantilla de la coronación, bandas y condecoraciones militares, fajín de almirante, la insignia de la ciudad y el juego de alhajas de estilo isabelino. Por su parte el Divino Priorcito luce un trajecito brocado en tono morado del siglo XVIII, escapularios de plata, cinturón de lactante del grupo joven de nuestra Archicofradía, y collares de perlas y cruz de esmeraldas.

La devota imagen de la Virgen del Carmen luce en su brazo derecho un bello relicario con la imagen de Jesús Nazareno, así como el Divino Infante luce el vestido morado y sobre su pecho la insignia de nuestra hermandad hermana de Jesús Caído, ambos detalles son una de las formas de nuestra Archicofradía para celebrar los 250 años de la fundación de nuestra querida cofradía hermana. También luce la Señora la medalla de Santa Teresa de Jesús con motivo de los actos que se celebraran para el cierre del año Jubilar Teresiano.”

 

 

15 - 3